jueves, 29 de noviembre de 2018

Los pistaches o pistachos te aportan antioxidantes, potasio, magnesio, hierro vitamina B6, betacaroteno, fósforo que lo hacen excelente para las personas que padecen de anemia, cansancio, ansiedad o depresión.




Ayuda a reducir los niveles de azúcar en sangre, de cáncer y colesterol. Los antioxidantes que posee lo hacen un factor determinante que retarda el envejecimiento y ayuda a la más pronta cicatrización de heridas. 

Personas con estrés, ansiedad, depresión, con tensión o irritables, se les aconseja consumir por lo menos 100 gramos de pistaches a la semana, ya que el magnesio que tienen les favorece en estos padecimientos con suma eficacia. 



Si no puedes dormir bien o sientes que no descansas, incluye en tu dieta diaria 5 o 6 pistaches, notaras la diferencia. 

El selenio que contiene este fruto seco, ayuda a la regeneración de la vista y a la disminución de las cataratas en los ojos. 

Contienen luteína y fitoesteroles los cuales nos protegen de algunos tipos de cáncer y contra la hipertensión. 

Si tienes problemas de circulación y se te hinchan las piernas, consume pistaches porque su efecto vasodilatador, mejora la sensación de hinchazón, cansancio y dolor de piernas. 

Fortalece los huesos, el sistema inmune y mejora la digestión. 

¿Cómo consumir los pistachos?

Es muy fácil comer en exceso los pistachos debido a su delicioso sabor (y la mayoría de las veces se les agrega sal para hacerlos aún más sabrosos) así que si quieres disfrutar de los pistachos, asegúrate de tomar un puñado de ellos solamente, no los disfrutes directamente del “paquete grande”. 

Los pistachos pueden servir para un refrigerio saludable y conveniente, pero solo cuando los comemos con moderación. 

Contraindicaciones: 

Este maravilloso alimento está contraindicado para personas alérgicas a estos frutos secos. De igual forma no es recomendado a niños menores de tres años, ni para quienes retengan líquidos con facilidad, sufran de la presión alta o tengan que consumir pocas cantidades de sal para mantener su salud estable. Su consumo en exceso puede ocasionar dolores estomacales, problemas gástricos, diarrea, estreñimiento, flatulencia y dolor abdominal.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...


0 comentarios:

Publicar un comentario

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD

Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!